Busca en la web
Buscador de noticias
Búsqueda de noticias
  • Introduzca palabra del título o del cuerpo del texto que busca
> Turkmenistán 15/12/2017

 La apertura del nuevo puerto de Turkmenbashi supone un paso adelante en la conexión entre Asia y Europa. Formando parte del corredor comercial Europa-Cáucaso-Asia (TRACECA por sus siglas en inglés), el puerto turkmeno se convertirá en una nueva alternativa para el transporte de mercancías chinas, especialmente de la zona occidental del país.

Hasta ahora, los contenedores de mercaderías de las provincias del oeste de China debían recorrer el país entero para iniciar su viaje a Europa a través de las rutas marítimas que tienen origen en la costa oriental china. Sin embargo, el nuevo puerto significa la posibilidad de conectar China directamente con puertos de la zona del Cáucaso, principalmente el azerí de Bakú, que incluyen rutas marítimas y ferroviarias hacia Europa, y además reduciendo tiempos de transporte y manteniendo un precio similar.
Paralelamente, el pasado 15 de noviembre de 2017 se firmó en Asjabat, Turkmenistán el acuerdo para la creación del corredor Lapislázuli entre Afganistán, Azerbaiyán, Georgia, Turquía y Turkemnistán. Este nuevo proyecto, que llevaba ya un tiempo discutiéndose, supone una nueva etapa para el comercio regional que verá su comercio, empleo y desarrollo económico impulsado por la mejora de conexiones ferroviarias, marítimas y por carretera. El país más interesado es Afganistán para intentar recuperar su economía, aunque todos los miembros del acuerdo saldrán beneficiados al facilitarse los  enlaces de los países de Asia Central con los nexos hacia Europa como son Bakú y Estambul.
 
 
El Observatorio Asia Central (OAC) fue establecido en 2007